Prolongar la vida de la batería

Batería baja

Las baterías son en la actualidad uno de los “eslabones más débiles” de ordenadores y teléfonos móviles entre otros muchos dispositivos. Y aunque los fabricantes están buscando constantemente nuevas maneras de prolongar su vida, y proporcionar las baterías de mayor duración, la verdad es que el uso que hacemos de todos estos dispositivos hacen que cada vez seamos más exigentes en relación a este componente.

Tenemos móviles con conexión permanente a Internet, un aumento de la frecuencia de la señal de la red y sobre todo pantallas que cada vez son más grandes como los principales consumidores de recursos. En los portátiles son las conexiones inalámbricas, y la continua reproducción de contenido multimedia la que provoca la reducción de la duración y por tanto la durabilidad de las baterías.

Y llega el día en el que aunque con la batería totalmente cargada notamos que esta empieza empieza a durar menos y menos…en este punto muchos se plantearán que ha llegado el momento de reemplazar este elemento.

Pero antes de optar por soluciones radicales, vale la pena que conozcamos algunos consejos para mantener nuestras baterías en forma y evitar que tengamos que gastarnos dinero sustituyéndolas.

1 – Apague cuando no uses
Los teléfonos móviles y ordenadores portátiles son aparatos que suelen mantenerse funcionando siempre, aun cuando no los utilicemos, pero estos siguen consumiendo recursos energéticos. Por lo que el primer consejo que os podemos dar es racionalizar el uso y cerrar aplicaciones que no necesitan de inmediato….e incluso apagar estos cuando no los vayamos a usar.

2 – Reducir el brillo
Esta es una de las opciones automatizadas en algunos portátiles cuando se intentan ahorrar recursos de la batería, pero esta opción no está disponible en todos los portátiles. Sin duda existirán muchas situaciones en las que podamos reducir el brillo de la pantalla y de esta forma ahorrar energía, este consejo que se aplica también a los teléfonos inteligentes.

3 – Las conexiones inalámbricas cuando las vayamos a usar
Si no necesitamos el Wi-Fi o Bluetooth lo mejor es desactivar estas funciones. Ya que ambos sistemas son unos autenticos devoradores de baterías, al ser sistemas activos que están constantemente buscando redes disponibles o viendo si existe la posibilidad de sincronización.

4 – Personalizar los valores de nuestros equipos
En teléfonos móviles y ordenadores podemos personalizar aspectos que pueden mejorar la duración de la batería. Desde desconectar la pantalla si no se usa, reducir el volumen, eliminar la vibración…

5 – Dispositivos externos conectados cuando los usemos
El uso de USB de tu ordenador para cargar los teléfonos móviles, reproductores de música y otros dispositivos puede ser práctico, pero consume la batería disponible. Debemos ver si vale la pena mantener también las memorias USB o discos duros externos, permanentemente conectados.

6 – Considera los ciclos de carga
Incluso sin sufrir las nefastas consecuencias del “efecto memoria” (lo que tengan más añitos sabrán de que estamos hablando), las baterías sufren si no las usamos correctamente. Una batería no debe permanecer conectada de forma permaente a la corriente. Debemos recargar cuando la batería caiga por debajo del 20/30%, y a continuación, recargarla por completo. En los teléfonos móviles y teléfonos inteligentes el consejo es el mismo.

7 – Usa una aplicación para controlar la duración de la batería
Los indicadores de energía de las baterías que vienen por defecto en portátiles y móviles no siempre son los más eficaces. Existen una serie de herramientas para ordenadores y smartphones que pueden ayudarnos a la hora de llevar un control del nivel de carga de estos elementos.

La mayoría de los fabricantes de computadoras portátiles ya tienen un área dedicada a esta función, pero podéis probar algunas herramientas de software libre, como Laptop Battery Power Monitor. Y para smartphones existen algunas aplicaciones como myBatteryLife para el iPhone o BatterySaver para Symbian.

Con todo y aún siguiendo todos estos consejos, lo cierto es que la batería se agotarán. Las baterías no son eternas, y tienen un límite de ciclos de carga que dependen de un fabricante a otro y también los distintos tipos de baterías que existen.

Y un consejo importante antes de irnos cuando estas dejen de funcionar como deberían entrégalas en un punto limpio para su reciclado.

Saludos desde lo más profundo de los bytes.

Deja un comentario